miércoles, 2 de febrero de 2011

I.I.


Hace unos años, a través de amigos comunes, conocí la existencia de la fotógrafa Irina Ionesco y de su obra, dotada de un estilo propio y soberbio.




No tuve la suerte de conocerla en persona, pero supe de su historia, su extravagancia y de sus gatos.



Parisina de nacimiento pero originaria de Rumanía, donde pasó su infancia.
Su obra es femenina y perturbadora, mórbida y erótica, decadente y barroca, delicada y violenta.



Encuentro cierta afinidad en sus retratos con los de artistas surrealistas como
Man Ray y Brassai y me parecen fantáticos sus atrezzos y sus escenografías.



Realizó una polémica serie fotográfica, entre tierna y turbadora, protagonizada por su hija Eva, aún prepúber, en posturas insinuantes, mostrando unos incipientes senos, maquillada y adornada como una mujer adulta, adelantándose muchos años al editorial realizado con niñas por Tom Ford para Vogue París.
Las dos siguientes fotos pertenecen a esta serie.




Eva Ionesco también fue retratada años más tarde por Pierre y Gilles



Uno de mis tesoros es una de sus fotos, retrato de nuestra amiga Christine,
pero ésta me la reservo.
Blog save Irina!



Para Baphomettt que muestra en su templo una de estas imágenes!

11 comentarios:

  1. Espectacular descubrimiento Nan! Muchas gracias por compartirlo. Me encanta :) La niña ya apuntaba maneras también de pequeña, no?

    ResponderEliminar
  2. No la conocía, son preciosas¡¡¡

    ResponderEliminar
  3. Qué suerte tener una foto de este pedazo de artista. No sabía de ella, me encanta.
    Hay chicas muy buenas con la cámara.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  4. ¡Realmente sorprendente!
    Muchas gracias por compartirlo.
    Bss

    ResponderEliminar
  5. Preciosas fotografias!!
    Qué buen gusto al elegir esta pedazo de artista.
    Besos

    ResponderEliminar
  6. Tamara, y tú de compartir descubrimientos sabes mucho!

    Andy, pues ya la conoces y guay que te guste.

    Uno, creo que la obra de las mujeres artistas siempre tiene un toque especial o por lo menos yo se lo encuentro.

    Nuria, preciosas sí, encantado de tenerte por aquí!

    Besarana, qué bien que te sorprendan.

    Anónimo, y el tuyo que las aprecias!

    Cristina, gracias a tí por visitarme!

    Gracias a todos, es un gran placer compartir cosas bellas con todos ustedes!

    ResponderEliminar
  7. Gracias a tí por estar ahí, blogeando...

    ResponderEliminar
  8. ¡Que regalazo, dear!
    MUCHÍSIMAS GRACIAS, es una delicatessen total y absoluta, Irina Ionesco me hace delirar perpetuamente. Esa última imagen de Eva Ionesco no la conocía, y me ha dejado loca. Conservó toda tu Belleza, y ésta se tornó aún más salvaje. Fascinante. Y además, retratada por Pierre et Gilles. Too much.

    Ya sabes, buscaré hasta encontrar la editorial perfecta para ti.

    Besos en blanco y negro.

    ResponderEliminar